A+ A-

Ago-05 02:11 hrs

México, atrasado en desarrollo de acervos de bibliotecas

En desarrollo de acervos de bibliotecas, México está mal, afirma Helen Ladrón de Guevara

En México las bibliotecas tienen muchas horas vacías, por falta de servicios y formas atractivas de atraer al público. En México las bibliotecas tienen muchas horas vacías, por falta de servicios y formas atractivas de atraer al público.
GUADALAJARA, JALISCO (05/AGO/2014).- En el país, las bibliotecas no trabajan coordinadamente. En las bibliotecas públicas y universitarias de México no existe una política que establezca qué nivel o grado de profundidad se desarrollará al investigar un tema. Cada director adquiere lo que cree conveniente. El Consejo Nacional para la Cultura y las Artes (Conaculta) apoya con libros, pero elige títulos para que todos lean lo mismo.

La experta en bibliotecas participará como delegada de México en el Congreso y Asamblea General de la Federación Internacional de Asociaciones de Bibliotecarios e Instituciones (IFLA, por sus siglas en inglés) y en el Congreso Mundial de Bibliotecarios e Información, que se realizará en la ciudad de Lyon, Francia, del 16 al 22 de agosto. Participarán alrededor de tres mil 500 delegados de 153 países. El tema general será: “Bibliotecas, ciudadanos y sociedades; confluencia de conocimientos”.

Lo que se mira fuera de México

Ladrón de Guevara festeja que el Conaculta haya hecho un esfuerzo mayor al establecer el Programa Nacional de Bibliotecas, nacido durante el mandato del presidente Miguel de la Madrid, pero lamenta que no se hayan construido bibliotecas con base en encuestas, que atiendan realmente las necesidades de los ciudadanos.

“Hay comunidades en Europa que tienen bibliotecas quizá mucho más nuevas y están llenas. Tú vas a cualquier hora del día y están llenas. Y yo voy a la red estatal del Estado que sea y hay horas en que están vacías. Faltan los servicios para que la comunidad sienta que el eje central de información, de actividad recreativa y cultural es su biblioteca”.

En su opinión, el reto para el bibliotecario del siglo XXI es estar consciente y adaptarse a los cambios que la tecnología está imponiendo para el acceso a la información.

“Las bibliotecas se hicieron para el pueblo y esta es una democracia. Tienen que estar llenas. Ese es un reto. Tener los mejores servicios, el personal profesional, entender las necesidades de la comunidad para traducirlas en servicios, desde la gente más humilde hasta la más encumbrada”.

Hay que evolucionar

Ladrón de Guevara señala que en eventos como el de la IFLA, voz mundial de todo lo relacionado con las bibliotecas, se convive con profesionales de la Bibliotecología y Ciencias de la Información provenientes de todo el mundo. Enfatiza que, al evolucionar, los países más desarrollados quieren que los ciudadanos tengan mejor acceso a la información e instalaciones más apropiadas.

Desde 2007, la bibliotecaria es miembro del Comité Permanente de la sección de Adquisiciones y Desarrollo de Colecciones de la IFLA. Comenta que en la próxima reunión tratará asuntos como la petición de la India para ser sede del siguiente encuentro. Además, los miembros del comité se organizarán para elegir quiénes de ellos impartirán algunos cursos de desarrollo de colecciones en Brasil.

“Yo llevo propuestas de México de dar un seminario internacional de Desarrollo de Colecciones para bibliotecas públicas y académicas, sobre todo en la frontera norte. Soy la única latinoamericana que participa en este tipo de sección”, afirma Ladrón de Guevara.

Los cambios

La delegada dice que uno de los cambios que ha visto en las bibliotecas del mundo es que antes, al entrar en una, se veían muchos libros y pocas computadoras. Ahora las grandes bibliotecas tienen colecciones importantes, pero también cuentan con un gran espacio para la tecnología.

Considera que en México es muy importante empoderar a la ciudadanía para que acceda a la información que ofrece una biblioteca. Recuerda que durante un viaje que hizo a Copenhague, Dinamarca, vio una biblioteca infantil cuya mesa directiva estaba conformada por niños. Destaca que en Seattle se construyó una biblioteca pública con los impuestos de los ciudadanos; y en San Diego, California, se logró conformar una biblioteca pública gracias a la filantropía.

CRÉDITOS: EL INFORMADOR / HJ Ago-05 02:11 hrs

Los editores también recomiendan...

    Más notas del tema: Bibliotecas

    Temas
    Importantes

    Ayuntamiento de Zapopan Dólar Fiestas Patrias Fiscalía de Jalisco (FGE)

    Secciones

    Jalisco
    México
    Internacional
    Economía
    Deportes
    Tecnología
    Cultura
    Entretenimiento
    Opinión
    Cartuchos
    LiteraturaBibliotecas